26 de febrero de 2012

Mil razones...

Es lo que tiene enredar entre los restos de un naufragio, que vas encontrando por ahí trozos de ti casi olvidados. Recuerdo que me encantaba esta canción... Y mientras sigo sumergida en un mar de papeles viejos, libros y descartes suena alto y claro en la Pionner de mis amores Juan Luis Guerra. Y a ritmo de bossa-nova, como para quejarse... mil razones para amarte, tú eres mi razón primera... No hay excusas, cuadrilla, para lo que sea que toque.

No hay comentarios: