26 de julio de 2016

Kutxa Entrega 2016... Uxue...









 
  _________ Se llama Juani Zamora, cumplirá 71 años en agosto y en Hondarribia todos la conocen como Tatxo. Hace 50 años esta mujer fue la portadora de la Kutxa en la gran fiesta del día de Santiago en Hondarribia. Ayer, quien llevó sobre su cabeza el arcón con los libros de cuentas y diversas reliquias de la ancestral Cofradía de Mareantes de San Pedro -fundada nada menos que en el año 1361- fue Uxue Eizaguirre, su nieta. 
La joven, vestida de azul con un mantón en color crudo y motivos florales, salió pasadas las 18.00 horas del edificio de la Hermandad de Pescadores, en el corazón del barrio de La Marina, precedida por la Banda de Música y doce jóvenes arrantzales que portaban remos. Tras ella, en comitiva, el Abad Mayor de la Cofradía, Norberto Emazabel, el alcalde de la ciudad, Txomin Sagarzazu, las consejeras de Desarrollo Económico y Competitividad, Arantza Tapia, y de Cultura, Cristina Uriarte, y los patrones de las embarcaciones adscritas a la cofradía. Llevada por el ritmo de la música y los ánimos y aplausos de miles de vecinos y visitantes, Uxue Eizaguirre cubrió sin mayores contratiempos el recorrido que llevó a toda la comitiva hasta la parroquia de la Asunción y el Manzano. 
Ya en el templo, dentro de la sacristía, se reprodujo el acto de lectura de las cuentas de la Cofradía del año anterior.
José Javier Lekuona, uno de los directivos de la institución, hizo las veces de secretario y relató las cuentas de lo que luego, el propio Abad Mayor, Norberto Emazabel, calificó como un buen año de pesca.
Así, las capturas de 2015 fueron, en total, similares a las del 2014, pero su valor en subasta ascendió a 21,35 millones de euros, 3,5 millones más que en 2014, relató Lekuona. Por especies, detalló que se capturaron 3.495 kilos más de merluza, mediana y pescadilla, con un aumento de importe bruto de 13.700 euros; las capturas de bonito aumentaron en 566.228 kilos, con una subida de ingresos de 2,4 millones de euros, gracias a que el precio medio en subasta aumentó en 26 céntimos por kilo; y la anchoa tuvo un aumento de 740.000 kilos y 1,92 millones de euros en subasta, gracias al aumento de precio de 17 céntimos.
En el otro lado de la balanza, las especies cuyas capturas disminuyeron, como el verdel, con 270.000 kilos menos y una reducción de ingresos de 620.000 euros, con un precio promedio que bajó 19 céntimos -de los 71 del año 2014 a los 52 del pasado 2015-; el txitxarro, que bajó de los 670.000 kilos a los 300.000 y tuvo una merma de importe bruto de 240.000 euros; o la sardina, con 400.000 kilos menos de captura y 200.000 euros menos e ingresos, aunque su precio medio varió tres céntimos al alza.
Tras la lectura de las cuentas, la comitiva emprendió el camino de vuelta desde la parroquia a la Hermandad. Al llegar allí, bajo el arco del edifico que alberga las grandes celebraciones arrantzales y de la trainera, Uxue Eizaguirre consiguió dar 30 vueltas con la Kutxa sobre su cabeza, jaleada por el público, amigos y familiares. Y fueron 30 las vueltas, explicó al finalizar el acto, en homenaje a su abuelo, Carlos Eizaguirre, que fue Abad Mayor en esta fiesta hace justo 30 años. Decía también Uxue que hubiera querido llegar a las 50 vueltas, para recordar los 50 años que hace que la amona Tatxo llevó la Kutxa, pero que había tenido problemas con el hombro, que se le dormía y optó por llegar al menos a las 30, en recuerdo al aitona
La joven hondarribiarra estaba feliz y muy emocionada. Como emocionado, orgulloso y feliz estaba su padre, Juan Carlos Eizaguirre, ya más tranquilo una vez pasado todo. Atenta, la amona Tatxo estaba más emocionada que hace 50 años  por ver a la nieta en mi lugar y el arraigo y la fuerza que sigue teniendo en Hondarribia y entre los hondarribiarras la Kutxa Entrega. ______________
(Xabier Sagarzazu
     -Noticias de Gipuzkoa, 26 de julio 2016-)




No hay comentarios: