11 de enero de 2014

Ixilean...

Una manifestación que la Izquierda Abertzale celebra, desde hace años, cada mes de enero. La del presente año se convoca hace dos meses y conocidos son desde entonces fecha, lema y convocantes. Una manifestación que la administración competente autoriza. En este punto, conviene recordar que ninguna de las anteriores, vigente la violencia de ETA, legal o ilegalizada la antigua Batasuna, fue desautorizada ni prohibida por orden judicial.
A 76 horas del día D, el ministerio público solicita que la misma se prohíba arguyendo una serie de consideraciones no sobrevenidas, digo que ahora dice lo que bien pudo decir, con idénticas ganas y el mismo objetivo, en cuanto supo que la manifestación había sido autorizada. 
Presentado el recurso, un primer juez considera que prohibirla es contrario a Derecho no obstante lo cual cede los trastos de matar a un segundo juez por si acaso quedara algún fleco suelto a considerar y que no es de su competencia.
Este segundo juez proclama que hay indicios suficientes para considerar que la plataforma convocante –TANTAZ TANTA- es heredera de las actividades de una anterior –HERRIRA- suspendida de actividad durante dos años el pasado mes de septiembre por considerarla subordinada a ETA y pendiente aún de juicio definitivo. Un auto insuficientemente fundado, digo que se sustenta exclusivamente sobre sospechas -probabilidad indiciaria le llaman, o sea que no hay acto de prueba ni fehaciencia-, termina por negar el ejercicio de un derecho fundamental consagrado en la Constitución. Y prohíbe la manifestación. Y lo hace la víspera de su celebración. No olvida tampoco subrayar la obligación que tienen Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado -lease Ertzaintza- de cumplir y hacer cumplir lo acordado.
Notificada dicha prohibición, los convocantes anuncian que la manifestación queda oficialmente desconvocada.
Horas después, los partidos políticos EAJ-PNV Sortu hacen pública la convocatoria de una nueva manifestación bajo el lema GIZA ESKUBIDEAK-KONPONBIDEA-BAKEA (Derechos Humanos-Acuerdo-Paz).
Hay tres asociaciones, la AVT y dos más, que han registrado ya la petición correspondiente para que esta manifestación sea igualmente proscrita. Inútil, con la fundamentación contenida en los autos judiciales, entrando en el fondo del asunto, dicha solicitud no tiene recorrido. Veremos.
Dicho todo lo cual, no hay que ser un lince para concluir que ambas manifestaciones tienen relación, pero de ahí a ser consideradas la misma, idénticos los convocantes y el mismo propósito, dista un abismo. Ése que se han comido de un bocado PSE y el PP porque, sencillamente, la realidad de las cosas –una incomprensible decisión judicial, un giro inesperado de los acontecimientos, una decisión difícil pero valiente del primer partido de Euskadi que, además, sustenta su Gobierno- les ha pasado por encima: los primeros, no saben dónde están, los segundos, están donde siempre. Y el PNV también, digan lo que digan los unos y los otros. Incluida la misma IA.
Me es imposible acudir, estoy atada de pies y manos, sin embargo allí estaré. Junto a mis compañeros, junto a mi gente y mis amigos, caminarán las tres personas más importantes de mi vida, y yo con ellos. Nuestros hijos, los de todos, se merecen un futuro en paz, sin violencia, en libertad. Y el mensaje sirve para todos.
De manera que, rizando el rizo, estando en Irun estaré en Bilbo para gritar con mi silencio BASTA! Con la memoria intacta, sin olvidar a ni una sola de la víctimas del terrorismo, por los Derechos Humanos siempre, por el Acuerdo como herramienta, por la PAZ como destino inexcusable.
Ixilean... GIZA ESKUBIDEAK-KONPONBIDEA-BAKEA... guztion lana, guztientzat...


No hay comentarios: